Steve Noakes entrevista

Steve Noakes es uno de los muy pocos profesionales de turismo sustentable que ha estado en “el frente” y ha participado a nivel internacional el tiempo suficiente para tener un conocimiento muy amplio del campo del turismo sostenible en Asia-Pacífico. En esta entrevista comparte sus pensamientos sobre el desarrollo de la sostenibilidad turística, las tendencias y los desafíos.

Aprende sobre:

  • Los primeros encuentros de Steve Noakes con el turismo sostenible y el ecoturismo, y cómo sus puntos de vista han cambiado a lo largo de los años;
  • El estado actual del desarrollo del turismo sostenible en Asia y la región de las Islas del Pacífico;
  • Cómo Ecolodges Indonesia apoya la protección de la biodiversidad;
  • Su libro favorito sobre turismo sostenible;
  • Algunos consejo sobre los premios de turismo sostenible.

Steve, díganos unas palabras sobre su trabajo actual y sus responsabilidades profesionales

Trabajo en todos los sectores comerciales, académicos y en ONGs. He estado involucrado en el turismo y los viajes por casi 40 años. Actualmente tenemos intereses comerciales en albergues ecológicos y operaciones de turismo en Indonesia, Melanesia y Australia.

Mi negocio se centra en proyectos de turismo sustentable en Asia-Pacífico. A modo de ejemplo, en la actualidad soy el entrenador principal para el sector turístico del Fondo para la Innovación Empresarial (BIF), un proyecto financiado por la AID del Reino Unido sobre negocios inclusivos en Myanmar.

También me comprometo en la investigación del turismo sustentable dando conferencias con Griffith University, la Universidad de Queensland y la Universidad de Bond aquí en Australia, así como con el Consorcio de la Universidad de Laponia, en Finlandia.

En relación con las ONGs, tengo un compromiso activo de 35 años con varias organizaciones, entre ellas he estado con PATA con sede en Bangkok en los últimos diez años más o menos, con Sustainable Travel International y con el Consejo Global de Turismo Sostenible.

¿La sustentabilidad era un tema cuando empezaste tu carrera profesional, qué fue lo que le interesó?

En la década de 1970, cuando empecé como guía turístico, no usábamos la palabra “turismo sustentable”, aunque eso es básicamente lo que practicábamos entonces dada la necesidad de conservar los escasos recursos en áreas remotas y mantener buenas relaciones con el la población local, sobre todo indígenas.

Yo estaba viviendo en Canadá en la década de 1980 cuando emergió el término “ecoturismo”. Me interesé en el desarrollo de la Sociedad Internacional de Ecoturismo en los EE.UU. a finales de 1980/principios de 1990.

Ese concepto también comenzó a cobrar impulso en Australia en la década de 1990. Hasta cierto punto, “ecoturismo” sentó en gran parte las bases del diálogo sobre cómo encajaría el turismo en el medio ambiente y el desarrollo sustentable de acuerdo a la “Cumbre de la Tierra de Río” de 1992.

Así que, cuando organizaciones como el WTTC y OMT comenzaron a producir documentos sobre turismo y el Programa 21 hace unos 20 y tantos años, me involucré más en el ámbito mundial del turismo sustentable.

Ahora, a mediados de 2015, ¿Cuál es su visión sobre el cambio en la sustentabilidad y el turismo sustentable?

Al igual que muchas actividades comerciales de impacto y a gran escala, puede haber lo bueno, lo malo y lo feo.

Lo bueno, en relación con el turismo sustentable, es que el concepto de sustentabilidad es hoy en día una parte fundamental en la mayoría de la educación turística, y vemos muchas más prácticas de la industria que son genuinos intentos de hacer lo correcto para los lugares, las personas y el planeta.

Lo malo es la evidente falta de adopción de enfoques de turismo sustentable en destinos emergentes y de rápido desarrollo, donde el sistema de políticas legales, reguladoras, financieras, y de protección al consumidor, etc., es limitado.

Lo feo es cuando somos testigos de malos usos de los paisajes naturales para el desarrollo del turismo a gran escala, el desplazamiento y/o explotación de la población local y las verdaderamente pequeñas oportunidades económicas y de empleo para las comunidades locales, ya sea directa o indirectamente por el desarrollo turístico.

El lado positivo es que ahora tenemos organizaciones como el Consejo Global de Turismo Sostenible que permite a un foro internacional acordar y comunicar en un lenguaje común, directrices y prácticas para el turismo sustentable.

También vemos organizaciones, como PATA, mostrando liderazgo y la incorporación de palabras clave, como el turismo “responsable” y “sustentable”, no sólo en su declaración de intenciones, sino también en muchos de sus programas y comunicaciones.

De acuerdo a su experiencia como Director de Pacific Asia Tourism Ltd (Turismo Asia-Pacífico Ltd), donde ve usted las prioridades en materia de turismo sustentable en el sudeste de Asia y las Islas del Pacífico?

Asia y las Islas del Pacífico son una región rápida. En muchos destinos se tienen infraestructuras y servicios de turismo muy sofisticados, mientras que en otros lugares tan solo se tiene el ‘primer contacto’ con el turismo.

En términos del sudeste asiático, digamos los destinos de la ASEAN (Asociación de las Naciones del Sudeste Asiático). Durante la próxima década, la aparición de la Comunidad Económica ASEAN (AEC en sus siglas en inglés) y los impactos geo-político-económicos de China y la India son cuestiones importantes a considerar en términos de inversión turística. La demanda del visitante y los flujos impactan sobre los recursos ambientales, sociales y culturales, de empleo y las oportunidades de crecimiento económico.

Las Islas del Pacífico tienen una base mucho menor, pero son ambientes frágiles donde temas como el cambio climático y el ser capaces de gestionar los riesgos y los desastres son mucho más reales.

Cuáles son sus reflexiones sobre la situación actual del turismo sustentable en Asia-Pacífico y Australia?

Durante casi dos décadas, Australia ha invertido mucho en la investigación del turismo sustentable, la educación y la formación, así como en prácticas de la industria y la certificación/sistemas de acreditación para el turismo sustentable.

Nueva Zelanda ha hecho un trabajo similar – tal vez de forma más eficiente ya que sólo tienen dos niveles de gobierno en lugar de los tres niveles que tenemos aquí en Australia. Así que, Australia y Nueva Zelanda tienen unas muy buenas prácticas, experiencias, productos e historias sobre el turismo sustentables para compartir con cualquier persona interesada.

Sin embargo, todo ha estado basado en un dominante modelo comercial/consumismo occidental, que cuesta dinero y no necesariamente se adaptada fácilmente a diferentes sistemas culturales, políticos y económicos como tenemos a través de Asia y el Pacífico. Estoy encantado de ver el lanzamiento de la Red de Ecoturismo Asia (AEN) éste año.

Por supuesto, todas las formas de turismo deben esforzarse por ser “sustentables” en términos de sus impactos económicos, ambientales y culturales/sociales. Pero el sector del ecoturismo en particular (a través de organizaciones como la AEN) puede jugar un papel vital, ser la “punta de lanza” para una agenda más amplia de la sustentabilidad en Asia.

¿Cuáles son sus ideas clave como dueño de algunos Ecolodges en Indonesia?

A través de sus 17.000 islas, Indonesia sigue teniendo un extraordinario potencial turístico. Nuestros intereses están dirigidos a utilizar el ecoturismo para contribuir a los esfuerzos de conservación de la biodiversidad, particularmente en relación con la vida silvestre y sus hábitats naturales.

Para hacer eso, necesitamos que la comunidad local y el personal de nuestros albergues ecológicos también compartan la visión, entiendan y participen de una manera positiva. Creo que lo estamos logrando con nuestro único modelo de negocio social inclusivo de nuestros lodges en Sumatra, Kalimantan, Flores y Bali.

Somos testigos de la creciente confusión y preocupación por las eco-etiquetas y certificaciones para la hospitalidad y el turismo. ¿Cuál sería su consejo para los gerentes de empresas y de destino con respecto a la forma de elegir la certificación correcta?

  • Investigar si la certificación ecológica que está considerando es con fines de lucro o una organización sin fines de lucro;
  • Entender cuáles son los motivos fundamentales de aquellas organizaciones que ofrecen este servicio o sistema;
  • Comprobar si está acreditado por el Consejo Global de Turismo Sostenible.

¿Cuál sería su consejo para las empresas turísticas y destinos deseosos de obtener reconocimiento por sus esfuerzos de sustentabilidad a través de un premio de turismo sostenible? ¿Cuál(es) considera de mayor reputación?

Hay una serie de premios de turismo sustentable a nivel nacional, regional Asia-Pacífico o internacional. En general, si son de algún mérito, pueden ser muy útiles para la planificación del negocio del turismo, así como la documentación de su rendimiento en diversos indicadores comerciales, ambientales y sociales.

Por supuesto, si se gana un premio puede llegar a ser una parte valiosa en el posicionamiento de su producto en los mercados. Los premios que son apoyados por organizaciones turísticas nacionales o internacionales líderes u organismos intergubernamentales tienen, probablemente, más credibilidad.

Muchas gracias, Steve.

Conecta con Steve Noakes en LinkedIn.

Traducido por nuestra colaboradora Carla Gamboa.


¿Te gustó nuestra entrevista a Steve Noakes sobre turismo sustentable en Asia-Pacífico? ¡Por favor, compártela!

Entrevista con Steve Noakes sobre Turismo Sustentable en Australia y Asia-Pacífico
Share:
Tagged on: